Usa Aceite De Coco Para Aclarar Tus Ojeras – Pasos

¿Cuál de nosotras no quiere deshacerse de esas ojeras?

Estas nos hacen ver deshidratadas, cansadas, y más adultas.  Existen muchos productos en el mercado que prometen maravillas en lo que se trata al tratamiento de las ojeras.  Pero, la gran mayoría no cumple lo que promete.  Terminas gastando dinero innecesario por algo que no se puede quitar con esos productos.

Antes de usar el aceite de coco queremos que sigas estos pasos.  Asegúrate de que no estas deshidratada.  Bebe suficiente agua y examina si tus ojeras se han mejorado.  El segundo paso es asegurarte de que estas descansando lo suficiente.  De nada servirá ponerte cuantas cremas puedas comprar si no descansas.  Las ojeras no desaparecerán si no descansas.  Finalmente, si las ojeras son permanentes, ve a tu médico para asegurarte de que la causa de tus ojeras no es grave.

Una vez ya resuelvas lo de arriba, pues vamos a poner manos a la obra.  Lo primero es asegurarte de comprar aceite de coco orgánico.  Este tipo de aceite te asegura de que no será dañino para tu piel ni que te provocará irritaciones.  Puedes conseguirlo en supermercados, Amazon.com, o tiendas especializadas en la venta de productos naturales.  Guárdalo en un sitio fresco y seco para que se conserve en perfectas condiciones.

Aceite de coco para aclarar tus ojeras

Rostro.  Lava el rostro con agua fría o tibia.  La piel debe quedar perfectamente limpia para que el aceite pueda actuar favorablemente.

Pasos.  Primero, vierte unas gotas del aceite de coco sobre la yema de tu dedo anular.  Aplica el aceite sobre las ojeras.  Da pequeños toques con el dedo anular por todo el contorno de ojos de manera rítmica.  No presiones en exceso la piel.

Asegúrate de que los toques son dados rápidamente.  Esto hace reactivar la circulación sanguínea de la zona.  Como consecuencia, hace que las ojeras desparezcan más rápidamente.

Finalmente, deja que el aceite de coco actúe en la piel hasta que se seque por sí solo.  Si prefieres puedes enjuagar tu rostro con agua tibia o fría.  Otra opción es dejar el aceite en tus ojeras por el resto del día.

Para obtener mejores resultados, repite este tratamiento a diario.  Hazlo por la noche, antes de irte a dormir.  De esta forma, el aceite de coco actuará durante más horas sobre la zona de las ojeras.

 

 

Etiquetas: